fbpx
Canción actual

Title

Artist

Background

OPINIÓN | ‘Cuarentena: décima semana’, por Juana Rocamora

20 May, 2020

 

Cuando han pasado nueve semanas del estado de alarma en nuestro país, los habitantes de la Región de Murcia viven envueltos en un grado de incertidumbre, consecuencia de la falta de definición, posicionamiento y representación, por parte del gobierno de la Región que nos deja más que huérfanos con respecto al resto de los españoles.

Recientemente, la Ministra de Trabajo y Seguridad Social, nos regalaba, como ya es habitual, unas declaraciones en las que instaba a investigar “la esclavitud y malos tratos en el sector de la agricultura”. Se pueden imaginar el desconcierto e indignación que generó.

Mas allá, de si las declaraciones de la ministra, fueron desafortunadas o mal interpretadas, no podemos negar que uno de los pilares económicos de la huerta de Europa es la agricultura, por lo que después de semejante declaración, no es racional que el gobierno autonómico no salga en defensa de uno de los motores económicos de la Región.

Y cuando creíamos que no podía ser peor, el ministro de consumo, declara que el sector del turismo es de bajo valor añadido. Las críticas que ha suscitado semejantes palabras, han hecho que el ministro conteste que la culpa es de la derecha.

Le diría al Señor Garzón que puede estar tranquilo con la derecha de la Región de Murcia, ya que aquí, esa defensa no la vamos a tener. Prueba de ello, es que uno de los motores de nuestra economía dentro del sector turismo, es el Mar Menor, el cual, de una manera descarada e interesada, ha sido olvidado.

Estas dos declaraciones, que ponen de manifiesto un ataque directo contra el turismo y la agricultura, no tendrán nunca respuesta por parte del gobierno autonómico, ya que vivimos a expensas de lo que el Señor Casado le arregle al presidente de la Región.

Otros problemas, que nos trasladan a los ciudadanos, que al parecer son de vital importancia, el caso de que una ministra de izquierdas y una alcaldesa de derechas hayan alquilado una casa para pasar el confinamiento, y que un miembro del gobierno postizo de la nación, arremeta de la manera más pueril jamás vista contra las personas que muestran su desagrado, haciendo ruido por las calles del Barrio de Salamanca, y en descapotable. Reprender a personas que vivan en un barrio concreto o con un poder adquisitivo determinado por mostrar su descontento con la gestión del gobierno, es un discurso que se encuentra totalmente manido, más propio de siglos pasados. Reprenda usted la violencia.

Reprenda usted al que no respete las medidas establecidas para evitar contagios, pero el tener un buen coche no garantiza que una persona esté conforme con la gestión de los representantes del gobierno que gestionan su patrimonio. Y por imaginar, me puedo imaginar, que podrían pedir la declaración de la renta a todas las personas que se expresan, y así apartar los que no consideren aptos, para ejercer su derecho a manifestar su descontento. Ahora bien “Podemos” entender, porqué los postizos ya no asalten universidades o calles, su renta ha aumentado considerablemente gracias al sueldo que le pagan todos los españoles. Pero que no se les olvidé que los indignados, los cuales ustedes conocen muy bien, nacieron como muestra del descontento por una parte de la población con la gestión del gobierno. Lo que no se es que han hecho con todos los que le seguían, porque ministerios no hay para tantos.

Pero, ¿no echan en falta algo? Un país que ha enterrado a más de 30.000 personas, que se enfrenta a una de las mayores crisis sanitarias y económicas de la historia, y nos siguen entreteniendo con escenas pobres, que son utilizadas para encubrir la escasa capacidad de gestión, de algunos de los miembros del gobierno. Mientras nuestra Región y España, debate por el piso o ático del político de turno, o por el descapotable de un desconocido, el pago de los ERTE no llega, y ya vamos por dos meses, los test sin hacer, un plan de financiación incierto. Es inevitable que el gobierno se centre en armar la industria de la Región que como ha quedado evidente, está más que descalza.

Pero también es inevitable cambiar el modelo político al que nos están acostumbrando, el cual se ha convertido en una agencia de colocación. Hordas de políticos que sin conocimiento de gestión y sin trabajo que gestionar, porque no hay para tanto, mantenidos por los ciudadanos, para oírlos discutir por el descapotable de un vecino. Para lo demás, como el famoso anuncio, los técnicos expertos en la materia, que se encuentran olvidados, y así nos va. El político actual, ha demostrado que esta para representar no para gestionar. Imagínense los cuartos que nos ahorraríamos. La eficiencia en la gestión reservaría cantidades ingentes de dinero, afectando directamente en la vida del ciudadano.

Es un insulto al intelecto de los murcianos, que después de 30 años nos quieran seguir contando el mismo cuento de siempre, donde la izquierda que gobierna en Madrid es mala con la derecha que gobierna en Murcia. Desde Somos Región no entendemos de derecha ni de izquierda, entendemos de unidad entre el conjunto de la sociedad de los habitantes de la Región, para que los ciudadanos de la Región estén representados ante el gobierno de la nación, sin importarnos si es de derechas o de izquierdas y puedan tener los mismos derechos y obligaciones que el resto de las comunidades de España.

Otra semana más, en cuarentena, y como la semana pasada, el pueblo español a disposición de lo que decrete el gobierno de la nación, por poco tiempo.

 

Juana Rocamora | Portavoz de SOMOS REGIÓN




Abrir chat